Para disfrutar más de Babypants, por favor, loguéate.

Consejos para padres

Dejar el pañal es un paso muy importante en el desarrollo de tu bebé, BabyPants® te acompaña durante este proceso con los mejores consejos para que juntos disfruten cuando llegue el momento de ser un niño grande.

EDUCACIÓN

Sobrevive a los berrinches y aprende a manejarlos

Una nota por Luis Carlos Flores

Cuando a mí me comentan sobre “el berrinche” lo que típicamente encuentro es que el foco en donde ponen la atención los padres es “quiero que mi hijo deje de hacer berrinches”.
Pero aquí lo importante que necesitas hacer con tu hijo es poderle dar CONTENCIÓN
En el momento en que va a recibir un “no” porque sencillamente no se puede (Que en general es la menor de las veces).

Acércate a su altura, tómalo de los hombros con cariño, no para controlarlo, TÓMALO de los hombros, Y ya que lo tienes aquí lo miras directamente a los ojos, y le dices “Hijo, ahora no se puede” y te quedas viendo sus ojos, a lo mejor empieza a hacerte una pataleta, un berrinche tremendo, entonces en ese momento te sostienes, lo ves a los ojos, le dices “No mi amor, así NO” y te tienes que quedar viéndolo a los ojos porque tu hijo con toda su fuerza está tratando de establecer quién es el líder.

Tú necesitas quedarte mirándolo de forma serena, firme y conectada
Va a llegar un momento en donde él estuvo haciendo toda esta fuerza y de repente se te queda viendo a los ojos así bien intenso, de un momento a otro…
…y retira la mirada

Lo que está sucediendo es que está reconociendo tu liderazgo, está perdiendo la pelea, y es una pelea que necesita perder
¿Qué pasa? que cuando un niño establece esta relación en donde acepta tu liderazgo, su frustración, en lugar de tratar de descargarla contra sí mismo o contra ti, busca que lo contengas. Tu hijo está molesto, lo frustra a lo mejor hasta llora, y ahí tomas a tu hijo “Si hijo, aquí estoy contigo, lo siento mucho que no vamos a poder ahora” Ya que lo dejas que llore “Oye hijo, y qué te parece si hacemos esto otro” Y aquí este “NO” lo canalizas hacia algún SÍ, le das un cauce a su energía.
 
“Mira podemos hacer esto o podemos hacer esto, qué quieres hacer tú?” No pretendas CORTAR el proceso del “berrinche”, necesita pasar por esa carga – descarga y a lo que sigue.

Tu rol como mamá NO ES lograr que él acepte el NO, es tratar de encontrar el CÓMO SÍ, el CUÁNDO SÍ, el DÓNDE SÍ, el CON QUÉ SÍ.

Con amor, Luis Carlos Flores.

 

 

Notas relacionadas